Tel: 915 69 44 99 - 671 33 91 95 / Urgencias: 913 613 848 info@admicorcho.es
La jerga bancaria tiene estas cosas…

La jerga bancaria tiene estas cosas…

Anecdotario bancario: La transfusión, el disimulacro y el cuadro de amortiguación

Fuente: blogbankia.es

El uso en excesos de anglicismos (palabras adaptadas del idioma inglés) producen a menudo muchos equívocos y curiosas anécdotas en el uso del lenguaje bancario de cara al consumidor. Pero no solo los términos en otros idiomas producen confusiones, también se generan con palabras «españolas y muy españolas». Veamos algunos divertidos ejemplos.

Lo del «abono de haberes«, por ejemplo, da mucho juego. Como nos comentaban desde una oficina del madrileño barrio de Begoña, hace ya unos años, un cliente se acercó a caja y dijo que quería saber quién le había enviado dinero desde Bélgica. Inmediatamente, los empleados se pusieron a buscar entre las transferencias recibidas del exterior y no encontraron nada. Cuando, finalmente, preguntaron al cliente que dónde había visto anotado en su libreta un dinero recibido desde Bélgica, sin dudarlo, él contestó: «Lo pone aquí muy claro, abono de Amberes«. En realidad, era su nómina y venía de bastante más cerca.

Términos más antiguos, como los depósitos, las amortizaciones o las transferencias, conviven en el anecdotario de confusiones con conceptos más modernos como el de la digitalización que, con todos sus derivados y conjugaciones, se presta a situaciones divertidas y, a veces, un poco embarazosas, como en el caso de esos clientes, más de uno y más de dos, que acuden a la oficina a «genitalizar» su DNI, o los que vienen a hacer una «deposición». «¿Cómo?», le preguntaron a aquel cliente. «Sí, a depositar 200 euros», respondió. «Ahhhhhh. Bien, sí, qué susto me había dado, deme la libreta por favor», terminó diciendo el profesional de Bankia.

Otros pretenden hacer una «transfusión», en lugar de una transferencia, te piden el cuadro de «amortiguación» de su préstamo o te solicitan hacer un «disimulacro» para ver cuántos intereses le salen a pagar al año en un depósito a plazo.

Un compañero de una oficina de Sevilla me comentaba que había atendido a un cliente que quería saber el número de cuenta a dar en el INEM porque, según él, le habían concedido el «suicidio», algo sin duda más delicado que el habitual «subsidio».

Con las libretas y las comisiones también nos liamos a veces más de la cuenta. Una clienta de una oficina de Valencia decía, muy apurada, que venía a ingresar dinero porque tenía la libreta «al aire libre». Se refería al descubierto, claro. Y otro, de Barcelona, se quejaba por las comisiones de descubrimiento que, en todo caso, las hubiera cobrado Cristóbal Colón, no el banco.

Y, para finalizar, una de mis favoritas, tal y como nos la contaba, textualmente, una compañera: «Me llama una clienta y me dice «quiero eliminar a mi marido». Se me ha encogido el alma porque no sé si me ha confundido con una asesina a sueldo o qué… pero no, es que quiere una extinción de condominio. Gracias a Dios… ¡Con la mala puntería que tengo! Está claro que estamos al servicio de lo que el cliente nos demande, pero ¡caramba! ¡no tanto!».

En definitiva, aunque el sector financiero no ofrezca tanto juego con las confusiones divertidas de palabras como el sector médico, sí que son diarias las situaciones en las que el trabajo nos genera una sonrisa. La misma con la que seguimos afirmando, como en toda esta serie, que estamos muy, muy orgullosos de nuestros clientes. A ellos nos debemos porque, sin ellos, no seríamos nada.

Sobre Administraciones Corcho:

Administraciones Corcho lleva más de 30 años trabajando como Administradores de fincas en Madrid (Carabanchel, Centro, Arganzuela, Usera, Latina , Villaverde…) ofreciendo unos precios competitivos y un servicio eficaz y profesional. Solicite presupuesto sin compromiso aquí.

Administraciones Corcho S.L. pone a su disposición sus servicios de administración, asesoramiento y gestión de todos los aspectos de la vida diaria de las comunidades de vecinos y la propiedad horizontal en Madrid y alrededores.

Profesionales colegiados y métodos de gestión certificados por AENOR para que la gestión de sus asuntos comunitarios e inmobiliarios no sean una inquietud para usted y su comunidad.

Además, a través de nuestro sitio web tendrá acceso durante las 24 horas del día a la documentación de su Comunidad de Propietarios, condiciones especiales con proveedores y una exclusiva oferta inmobiliaria.

Un impuesto que no debes pagar

Un impuesto que no debes pagar

¿Cómo queda lo del impuesto de Actos Jurídicos Documentados?

Tribunal Supremo. Como habrá leído en la prensa, tras reunirse en pleno, el Tribunal Supremo optó por no cambiar su criterio respecto al Impuesto sobre Actos Jurídicos Documentados (AJD) de las hipotecas, y considerar que el obligado al pago de dicho impuesto es el prestatario.   En algunas sentencias recientes el Tribunal había considerado que, según la ley, el sujeto pasivo era el banco, pero el Pleno rechazó este nuevo criterio.

Reclamación difícil. A consecuencia de ello, se desvanece la posibilidad, originada por dichas sentencias, de reclamar a Hacienda la devolución automática del AJD no prescrito.   Si se encuentra en este caso y solicita la devolución, Hacienda denegará su solicitud; y aunque después recurra a la vía judicial, difícilmente le darán la razón.

Cambio normativo. No obstante, a raíz de esta polémica, la ley ha sido modificada. Desde el pasado 10 de noviembre, el sujeto pasivo en estos casos es el prestamista.   A partir de ahora, si formaliza una hipoteca, asegúrese de que en la provisión de fondos no le incluyen el pago del AJD. ¡Éste es un impuesto que ahora corresponde al banco!

Desde el pasado 10 de noviembre, el banco debe satisfacer el AJD que recae sobre de las hipotecas.

En Administraciones Corcho disponemos de un área específica de ventas y alquileres para ayudarle en sus gestiones y obtener las mejores condiciones para usted.

Sobre Administraciones Corcho:
Administraciones Corcho lleva más de 30 años trabajando como Administradores de fincas en Madrid (Carabanchel, Centro, Arganzuela, Usera, Latina , Villaverde…) y asesoría jurídica en especializada, ofreciendo unos precios competitivos y un servicio eficaz y profesional. Solicite presupuesto sin compromiso aquí.

 

Un impuesto que no debes pagar

Cuando el moroso es el banco

fuente: idealista.com

Los bancos aún deben 45 millones a las comunidades de vecinos en Madrid

La banca que se adjudicó una amplia cartera de pisos durante lo peor de la crisis económica aún mantiene deudas con las comunidades de vecinos de la Región de Madrid, pese a que se ha reducido en un 13% en el último año. La morosidad bancaria asciende a 45,3 millones de euros, que representa un 20% del total de la deuda pendiente de cobrar por las fincas de comunidad autónoma, que asciende a unos 226 millones. Esto supone además una media de 1.109 euros en impagos por comunidad de propietarios.

El Estudio Global sobre la morosidad en las comunidades de propietarios, elaborado por el Consejo General de Colegios de Administradores de Fincas (CGCAFE), afirma que la deuda con las comunidades de propietarios sigue bajando frente a lo peor de la crisis. En 2016, el nivel de impagos por morosidad alcanzó los 225,8 millones de euros, uno 8,1% interanual menos.

“La situación social ha mejorado, pero esto no significa que la crisis económica haya quedado atrás. La disminución del paro y las nuevas oportunidades han encontrado un equilibrio que ha favorecido la reducción de la morosidad en las comunidades de propietarios”, afirma Manuela Julia Martínez, presidenta del Colegio Profesional de Administradores de Fincas de Madrid (CAFMadrid).

Madrid, Asturias, Cantabria, Castilla y León, Castilla-La Mancha, Andalucía y Galicia, son las comunidades en las que más se notó el descenso. Casi el 40% de las comunidades de propietarios madrileñas tiene propietarios morosos, con un importe medio de la morosidad a 1.109 euros durante 2016.

 La banca sigue retrasando el pago de las cuotas

Las entidades financieras siguen aplazando el pago de las cuotas a la comunidad que les corresponden como propietarios de los pisos que se han adjudicado desde el estallido de la burbuja inmobiliaria y la crisis económica. Con sus 45 millones de euros de mora en 2016, representa el 20% del total de la deuda a las comunidades. Aunque hay que decir que los impagos siguen descendiendo, hasta un 13% en el último año.

“Su burocrático sistema de gestión de cobro es una de las razones por las que las entidades no saben resolver eficazmente su situación patrimonial con las comunidades de propietarios”, según Martínez.

En Administraciones Corcho usted dispone de un Servicio de Asesoría Jurídica que puede asesorarle y ayudarle en sus cuestiones legales.

Sobre Administraciones Corcho:
Administraciones Corcho lleva más de 30 años trabajando como Administradores de fincas en Madrid (Carabanchel, Centro, Arganzuela, Usera, Latina , Villaverde…) ofreciendo unos precios competitivos y un servicio eficaz y profesional. Solicite presupuesto sin compromiso aquí.

 

Nueve consejos para pedir un crédito hipotecario

Nueve consejos para pedir un crédito hipotecario

Fuente:Idealista.com. Fotografía:Creative Commons

No cometas los errores de tus padres: nueve consejos para pedir un crédito hipotecario

El gasto más importante en la vida de una pareja se debe afrontar con el ojo puesto en los errores del pasado. La generación que entre los años 90 y 2000 tenía de 30 a 40 años, se entrampó en una galaxia de hipotecas. Y luego lo sufrió.

Ahora sus hijos juegan con la idea de casarse y pedir una hipoteca para comprar un piso. Estos son los comportamientos que hay que evitar, y que nos llevaron a la mayor crisis financiera que se recuerda:

  1. Cuidado con los préstamos variables. La generación que se endeudó en los 80, pedía créditos a interés fijo porque era lo que había y porque se protegían de la inflación. En cambio la de los 90 y 2000 (tus padres) se fue a los variables porque no había inflación. Pero es una trampa. La inflación puede volver como lo hizo justo antes de que estallara la crisis. Los créditos a interés fijo garantizan la misma cuota contra viento y marea.
  2. La cuota mensual no debe pasar del 40% de tus ingresos. Por mucho que el banco te preste, tú debes controlar tus gastos y los imprevistos. Es mejor vivir de alquiler que entramparse en un crédito que te lleva el 50% y hasta el 60% de tus ingresos mensuales. No te dejes llevar por el optimismo económico. Por cierto, gracias a tu edad te pueden dar créditos hasta por 25 o 30 años. Eso bajará tu cuota mensual.
  3. Nada de crédito multidivisa. Fue una de las mayores meteduras de pata de aquella generación. Pedir hipotecas basadas en yenes japoneses, por ejemplo. Si el yen se debilitaba, venía muy bien al cambio porque se reducía tu mensualidad. Pero, ¿controlas tú el yen? Sucedió lo contrario: el yen se reforzó de modo que las cuotas mensuales de 900 euros se convirtieron en 2.000 euros y más. Una ruina.
  4. No entrampes a tu familia. Muchos jóvenes de la anterior generación usaron como avalistas a sus padres y a sus abuelos. Cuando llegó la crisis, no había forma de devolver el crédito porque se quedaron en paro. Entonces, los padres tuvieron que apechugar con la casa o el pisito. O los abuelos, hipotecar su pensión para pagar tu capricho. Apechuga tú con tu hipoteca.
  5. Lee el contrato hasta el final. La generación anterior se dedicó a pedir préstamos sin mirar los contratos. Que si hipotecas clip, que si hipotecas con cláusula suelo, que si hipotecas bonificadas… Pregunta a un experto o vete a las asociaciones de consumo. No firmes si no estás al 100% seguro.
  6. No vendas tu alma al banco. Muchos bancos exigen ciertas condiciones para conceder el crédito. Cuenta nómina, suscribir seguros de hogar, y otros productos… Algunas son lógicas como la cuenta nómina. Pero no tienes que suscribir su seguro del hogar o aceptar cierta tarjeta de crédito. Negocia cada condición duramente, para evitar sobre todo las comisiones. Pídelo todo por escrito.
  7. Exprime hasta el final las ayudas. Las comunidades autónomas, los ayuntamientos y ahora el Estado conceden periódicamente ayudas para la compra de la vivienda. Infórmate de las ventajas y de las condiciones. Visita todas las oficinas del Estado, y navega por internet para no perderte ni una. Y comprueba lo que te puedes desgravar.
  8. No compres la casa de tus sueños (aún). La primera casa no debe ser la de tus sueños, sino la que te ayudará a montar tu familia. Es más barata, y la hipoteca será más barata. Quizá será algo pequeña cuando empieces a tener hijos, pero será la casa que te puedes permitir. Más tarde ya podrás acceder a una casa mejor.
  9. Hazte un buen seguro de vida. Cuando eres joven, los seguros de vida son muy baratos. Por 180 euros al año (por cada uno), puedes adquirir un seguro. En caso de un accidente que te imposibilite trabajar o si uno de los dos fallece, el seguro te cubrirá la hipoteca, y, quién sabe, incluso los estudios de tus hijos. Aprovéchalos porque tus padres se olvidaron de ese ‘detalle.

El último consejo que dan los expertos a quien esté pensando en contratar una hipoteca es analizar el mercado a través de comparadores online como el de idealista y buscar el mejor préstamo según su situación laboral y financiera.

En Administraciones Corcho disponemos de un área específica de ventas y alquileres para ayudarle en sus gestiones y obtener las mejores condiciones para usted.

Sobre Administraciones Corcho:
Administraciones Corcho lleva más de 30 años trabajando como Administradores de fincas en Madrid (Carabanchel, Centro, Arganzuela, Usera, Latina , Villaverde…) y asesoría jurídica en especializada, ofreciendo unos precios competitivos y un servicio eficaz y profesional. Solicite presupuesto sin compromiso aquí.

Menos ahorros, más necesidad de hipoteca

Menos ahorros, más necesidad de hipoteca

Fuente: Idealista

La banca, ‘obligada’ a financiar más para la compra de una casa por los escasos ahorros de los españoles

Que las entidades financieras han abierto el grifo hipotecario es un hecho. Así lo refleja la estadística del Banco de España que apunta que a cierre de 2016 el porcentaje de financiación medio para la compra de una vivienda se situó en el 64,2%, una cifra que no se veía desde septiembre de 2004.

El nivel mínimo se registró en septiembre de 2009 al situarse en el 55,4%. Durante los años más duros de la crisis inmobiliaria el sector bancario se replegó en la concesión de hipotecas y redujo el porcentaje de financiación de la compra de una casa. Además, cogía el valor más bajo para financiar: o el valor de compra o el de tasación.

Sin embargo, en los dos últimos años la banca ha cambiado la tendencia y ante la necesidad de conceder hipotecas, ha aumentado el porcentaje de financiación del préstamo, entre otras estrategias puestas en marcha para captar clientes. El sector se enfrenta a una situación de caída del saldo vivo hipotecario: el saldo máximo se registró en diciembre de 2010, con 620.433 millones de euros. Es decir, la banca ya ha perdido 109.000 millones de saldos a los que cobrar intereses.

Y esta caída del saldo vivo hipotecario responde a dos factores principalmente: a la menor concesión de hipotecas nuevas en los años de la crisis y a que las que se prestaron en la época del boom comienzan a amortizarse más rápidamente. “El efecto es una caída de los ingresos por los intereses de las hipotecas, ya que se calculan sobre menos saldo total, y el nuevo volumen formalizado no está siendo capaz de compensar esa sangría”, señala Juan Villén, responsable de idealista/hipotecas.

Por eso, la banca está dando más financiación (Loan to value, en inglés) para facilitar la concesión de hipotecas. “Hoy en día no solo es necesario tener un trabajo estable, sino unos ahorros cercanos al 30% del precio de compra (un 20% hasta llegar al 100% más un 10-13% adicional para cubrir impuestos y gastos de formalización hipotecaria), y este último requisito muy pocos pueden cumplirlo”, señala Javier Lainez, responsable de operaciones de idealista/hipotecas.

De hecho, el experto asegura que los bancos piden justificar el origen de los ahorros porque no es lo mismo que procedan del mismo hipotecado que se trate de una ayuda o donación familiar. “La banca analiza la capacidad de ahorro del posible hipotecado”, añade.

Por eso, ante la dificultad por tener unos ahorros cercanos al 30% de la compra de la vivienda, la banca ha abierto la mano a dar el 80% o 90% del valor de tasación, un hecho que aún no se ha reflejado en las estadísticas oficiales. A cierre de 2016 del total de hipotecas concedidas, el 13,8% tenían un LTV, un nivel inferior al trimestre anterior, cuando estaba en el 13,9%.

¿Hipotecas por el 100%? Sí, pero para sus pisos

El eslogan de financiación al 100% es un gran reclamo, pero sólo para las viviendas que tienen las entidades financieras en cartera porque les compensa más quitarse lastre inmobiliario que asumir el riesgo de impago por parte del hipotecado.

No obstante, lo más común es evitar dar más del 80% de financiación básicamente por dos motivos, tal y como recuerda Juan Villén:

1) Porque en caso de impago por parte del hipotecado, el banco podría perder dinero debido a la posible pérdida de valor de la vivienda, el coste de venta de la misma y los potenciales gastos e impuestos a asumir, ya que la ley obliga al nuevo propietario a asumirlos incluso los de varios años anteriores si están pendientes de pago. “Todos estos gastos pueden suponer ese 20% que hay de diferencia entre el 80% y el 100% de financiación”.

2) El otro motivo es que el Banco de España, para disuadir a los bancos, lo que ha hecho es obligarles a provisionar más en caso de formalizar hipotecas de más del 80% del valor de tasación por considerarse de “alto riesgo”. Así se establece en la circular 4/2004 sobre normas de información financiera pública y reservada y modelos de estados financieros, una circular que ha sido revisada posteriormente en varias ocasiones.

En Administraciones Corcho disponemos de un área específica de ventas y alquileres para ayudarle en sus gestiones y obtener las mejores condiciones para usted.

Sobre Administraciones Corcho:
Administraciones Corcho lleva más de 30 años trabajando como Administradores de fincas en Madrid (Carabanchel, Centro, Arganzuela, Usera, Latina , Villaverde…) y asesoría jurídica en especializada, ofreciendo unos precios competitivos y un servicio eficaz y profesional. Solicite presupuesto sin compromiso aquí.